Se inauguran 78 viviendas para familias de Kaligolimi

Una familia de Kaligolimi en su nuevo hogar.
  • La titularidad está a nombre de la mujer para favorecer su visibilidad social y su protagonismo en la familia
  • La FVF construyó el año pasado 3.700 casas con la participación activa de los destinatarios

La Fundación Vicente Ferrer (FVF) entregó en diciembre 78 nuevas viviendas a familias del pueblo de Kaligolimi (región de Kalyandurg, en el distrito de Anantapur). Los destinatarios de esta colonia residencial son familias que viven bajo el umbral de la pobreza. Éste es el caso de Manjunath y Jyothi, un joven matrimonio con dos hijos (Sumalatha, de 10 años y Manikanta, de 14) que hasta ahora vivía en una choza. Manjunath, jornalero y conductor de tractor, ha participado activamente en la construcción de su casa, como lo han hecho el resto de las familias, “trayendo y llevando ladrillos, mezclando el cemento, encalando…”, explica. La inauguración de estas colonias representa un paso más en el trabajo que realizan la FVF y los destinatarios de los proyectos, en los que la implicación de estos últimos es clave para lograr los objetivos de erradicar la pobreza en la India rural.

Cada una de estas viviendas tiene un coste aproximado de 1.600 euros. Kaligolimi tiene 933 habitantes. En total, el 44% de las familias residentes ha estrenado un nuevo hogar. El sector de Hábitat de la Fundación pretende mejorar las condiciones de vida de las comunidades más desfavorecidas y protegerlas de accidentes frecuentes a través de la creación de estas casas rígidas e ignífugas. La FVF construyó el año pasado 3.753 viviendas, 138 de las cuales estaban adaptadas para personas con discapacidad. La titularidad de las residencias siempre está a nombre de la mujer pero en el caso de las casas adaptadas, se registran a nombre de la persona con discapacidad. Estas medidas pretenden favorecer la visibilidad y la propiedad de los colectivos más vulnerables de la población y convertirles en los promotores de la prosperidad familiar.

La Fundación trabaja en Kaligolimi desde 1986 y ha ido desarrollando iniciativas de todos los sectores en los que trabaja, favoreciendo el acceso a la educación primaria y secundaria, desarrollando programas específicos para las mujeres, dando cobertura sanitaria y nutricional y poniendo en marcha proyectos ecológicos como plantas de biogás para viviendas y riego por goteo para la expansión agrícola.